Aunque la digitalización de activos proporciona a las empresas múltiples beneficios con respecto a la gestión de datos, uno de los mayores desafíos para las comunidades de contenido es proteger sus derechos de propiedad intelectual. La explotación no autorizada del contenido tradicional del libro está limitada debido a la fisicalidad del material. Sin embargo, hoy vemos varios casos de violaciones de la ley de derechos de autor debido a la facilidad con la que los libros electrónicos pueden copiarse y transmitirse, más comúnmente a través de la piratería.

Para enfrentar este desafío, la Gestión de Derechos Digitales (DRM) se utiliza como el mecanismo principal para proteger los libros electrónicos de ser copiados y transmitidos sin los derechos y permisos adecuados. Para proteger la seguridad del contenido de la piratería y no permitir las infracciones de los derechos de autor, DRM incrusta el código encriptado en los libros electrónicos que impide su copia y especifica un período de tiempo en el que se puede acceder al contenido o limita la cantidad de dispositivos en los que se puede instalar el contenido.

La mayoría de las soluciones DRM disponibles en el mercado son complejas de implementar, usar y son demasiado caras. Lápiz Blanco Multimedia comprende la industria editorial y su demanda de una solución DRM efectiva e infalible que pueda implementarse fácilmente. Para abordar esta necesidad, hemos desarrollado una solución DRM con un mecanismo encriptado que bloquea el contenido y limita su distribución solo a usuarios y sistemas autorizados, lo que es asequible incluso para los pequeños y medianos editores.